brioche-6

En La Dulceneta nos encanta la bollería casera y hasta ahora no habíamos hecho ninguna receta de este tipo.  Y digo bollería casera porque la bollería industrial perpetra en muchas ocasiones pseudo bollos grasientos y pringosos que nada tienen que ver con un rico pastelito bien hecho.

En esta ocasión vamos a hornear un delicioso Brioche de mantequilla.

El brioche es una masa dulce fermentada de origen francés preparada con mantequilla, huevos, leche y azúcar principalmente. Hay muchas recetas de brioche y dependiendo de la cantidad de mantequilla que lleven, la dificultad para amasarlas es mayor. A mayor cantidad de mantequilla menos manejable es la masa.

También hay masas de brioche que en lugar de mantequilla emplean aceite, bien de oliva suave o bien de girasol. Nosotros vamos a usar mantequilla porque el sabor que le aporta es delicioso y a mi parecer es lo que caracteriza a los brioches.

También se le pueden añadir frutas secas como pasas, orejones o ciruelas, frutos secos picaditos o unas pepitas de chocolate.

La receta que vamos a preparar es muy sencilla y asequible para todo el mundo. No hay que amasar mucho, ni preparar prefermentos ni nada parecido.  Además, los podemos preparar la noche anterior,  guardarlos en el frigorífico y hornearlos en un momento para desayunar. ¿Os estáis imaginando ese delicioso olor una mañana de domingo o día de fiesta ? Una delicia para desayunar y empezar el día de buen humor.

Ingredientes

  • 125 g de mantequilla derretida
  • 90 g de azúcar
  • 2 huevos más otro para pintar
  • 650 g de harina sin levadura
  • 250 ml de leche
  • Una cucharadita de agua de azahar
  • 25 g de levadura fresca de panadero
  • 1 cucharadita de sal
  • 50 g de azúcar para decorar
  • Un chorrito de agua

Elaboración

Esta receta podemos hacerla a mano o con un robot tipo Kitchen Aid. En La Dulceneta usamos nuestro robot Kenwood pero no es estrictamente necesario. A mano sale perfectamente.

Colocamos la leche en un recipiente y la calentamos 30 segundos en el microondas. No es necesario calentar mucho la leche, sólo templarla.

Añadimos el azúcar, la mantequilla derretida y la levadura desmenuzada. Removemos para que todos los ingredientes se mezclen bien y dejamos reposar unos veinte minutos.

Batimos los dos huevos y los reservamos.

En un recipiente grande o en el vaso del robot colocamos la harina con una cucharadita de sal.

Si hacemos el brioche a mano formamos un volcán en el centro de la harina y añadimos los huevos,  el agua de azahar y la leche con levadura. Con una espátula o con la mano bien limpia mezclamos los ingredientes hasta formar una masa un poco pegajosa.

Con el robot hacemos lo mismo usando el gancho para amasar los ingredientes.

Una vez que tenemos la masa, la pasamos a una superficie limpia y enharinada y la amasamos ligeramente hasta que quede lisa y no pegajosa.

brioche-1

Formamos una bola con la masa y la colocamos en un cuenco o recipiente grande. Lo tapamos con un paño limpio o con un trozo de plástico de cocina y dejamos reposar en un lugar cálido hasta que la masa haya doblado su tamaño. Necesitaremos dos o tres horas para que la masa leve dependiendo de la temperatura del lugar en el cual esté la masa.

Pasado este tiempo dividimos la masa en porciones del tamaño de una mandarina más o menos y formamos una bola. También se le puede dar forma alargada, formar una trenza… Para hacer una trenza tomamos una porción de masa un poco mayor y la dividimos en dos parte. Una de 2/3 de tamaño más o menos y la otra de 1/3. Las estiramos, siendo la mayor el doble de larga que la otra. Con esta porción mayor formamos una “U” y colocamos el otro trozo en el centro. Sólo tenemos que hacer la trenza con los tres extremos.

brioche-2

Una vez que les hemos dado forma a nuestros bollos de brioche, los dejamos reposar de nuevo hasta que doblen su tamaño en un ambiente cálido. Luego, los pintamos con huevo batido. Mojamos el azúcar restante con un poco de agua y glaseamos los bollos.

brioche-3

Horno

Con el horno precalentado a 180 ºC dejamos los brioches durante 15-18 minutos. Los brioches comenzarán a crecer en el horno y tomarán un tono dorado muy apetecible.

Pasado este tiempo sacamos los brioches del horno y dejamos que se enfríen sobre una rejilla.

brioche-4

¡Ya están listos para desayunar o merendar! ¿Qué os ha parecido? Como en todas las masas, el único punto a tener en cuenta es respetar los tiempos de levado y colocar la masa en un lugar cálido. Evitar en la medida de lo posible corrientes de aire y no colocar la masa nunca sobre una fuente de calor, como radiadores o la vitrocerámica. Una forma de proporcionar un ambiente cálido es colocar la masa dentro del horno a una temperatura suave, de unos 50 ºC. De esta forma la masa sube más rápidamente y no se ve sometida a contrastes bruscos de temperatura. Ahora que llega el buen tiempo no es necesario usar el horno pero en invierno, si vuestra casa es fría, es un buen truco.

brioche-5

brioche-8

Espero que os haya gustado y hasta la próxima.

brioche-7